Receta de Pollo Kentucky

en

Exquisita receta de Pollo Kentucky o Pollo estilo KFC casero

Pollo kentuky
Pollo kentuky
Ingredientes

1/2 kg pollo en trozos sin piel

2 tazas de harina 0000 o de repostería

1 cucharadita de orégano

1 cucharadita  de curry

1 cucharadita de cebolla en polvo 

1 cucharadita de ajo deshidratado picado

1 cucharadita depimienta

1 cucharadita de sal 

1 cucharadita de pimienta

1 cucharadita de comino

cantidad necesaria de leche

1 huevo

cantidad necesaria de aceite para freir

Elaboración:

Colocar cada taza de harina en un recipiente, e ir agregando media cucharadita de todos los condimentos a cada uno. (hacer clic en la foto)

Uno de los dos recipientes, reservarlo. En el otro agregar el huevo y leche hasta formar una masa espesa. Incorporar el pollo al cual hemos salado un poco, yo usé pechugas cortádas en tiras, se puede usar las presas que elijas (alitas, patas, muslos, pechuga) o directamente un pollo entero trozado, si es así hay que duplicar los ingredientes. 

Una vez que ya cubrímos bien el pollo con la mezcla, lo cubrímos con un film, y lo llevámos a la heladera alrededor de 3 a 4 horas.

Transcurrido ese tiempo, lo retiramos y rebozamos con la mezcla de harina y condimento, pasándolo muy bien apretando con las manos las piezas de pollo para que se pegue bien esa harina condimentada.

En una satén colocamos buena cantidad de aceite, calentamos a mínimo (no tiene que estar recalentada, porque lleva una cocción lenta así se cocina bien el pollo hasta el interior y no se arrebata), recién cuando esté bien doradito de un lado se lo gira (no lo estás dando vueltas todo el tiempo, porque sino no llega a cocinar en el centro).

Las retiramos y colocamos sobre papel absorbente unos segundos.

Queda super rico, crujiente por fuera y bien cocido por dentro, super sabroso.

Las servimos con las salsas que nos guste.

Revista OZ

Graciela Martinez es colaboradora de Revista OZ, cocinera autodidacta, aprendió admirando a su abuela paterna que cocinaba como los dioses. Hoy plasma los recuerdos de la infancia, usando la cocina como labor.

Deja un comentario